Archivo de la categoría: Economía

DIFERENCIA ENTRE ANALISIS FUNDAMENTAL Y ANALISIS TECNICO

Mucha gente cuando escucha información o previsiones sobre mercados financieros (bolsa, forex, materias primas…) se da cuenta de que los analistas suelen dar opiniones basadas en un análisis fundamental (AF) o en un análisis técnico (AT). En ocasiones habréis oído que cierto valor tiene una perspectiva alcista desde un punto de vista técnico, o que los análisis fundamentales no son favorables para un valor, sin realmente conocer a qué se refieren con ello.

Dependiendo de a quién preguntéis, os dirán que uno es mejor que otro; pero la verdad es que ninguno de los 2 cuenta con la bola de cristal que nos indique el movimiento de cada valor. Así pues, en este post vamos a tratar de explicar las diferencias entre un análisis técnico y un análisis fundamental, así como mi opinión sobre la mejor utilización de cada uno.

El Análisis Fundamental (AF) en bolsa trata de calcular el valor de una empresa utilizando indicadores como el balance general, los resultados, ratios financieros, o previsiones económicas considerando el entorno de la misma, de manera que en función del resultado veamos si el valor de la empresa en el mercado está infravalorado o sobrevalorado. En el Forex por su parte estos análisis se centrarían en las previsiones de políticas monetarias, o indicadores macroeconómicos.

Por su parte, el Análisis Técnico (AT) trata de prever los movimientos del mercado a través del estudio de gráficas, intentando así predecir las fluctuaciones y tendencias en el precio viendo cómo se ha comportado anteriormente. El Análisis Técnico establece que cualquier evento que pueda afectar la acción del mercado, está descontado en el precio. Por tanto, defiende que no es necesario conocer los datos fundamentales o noticias que causan la acción del precio, sino que es suficiente analizar las gráficas.

En mi opinión ambos análisis deben de ser considerados a la hora de posicionarse en una inversión. El Análisis Fundamental nos puede ayudar mejor a seleccionar un grupo de valores en el que invertir, mientras que el Análisis Técnico nos puede ser muy útil para decidir en qué momento entrar o salir, además de ser bastante efectivo si operamos con operaciones intradía.

COMO SE DETERMINA EL TIPO DE CAMBIO

El tipo de cambio es el precio de una divisa frente a otra. El tipo o tasa de cambio siempre se da para un par de divisas, puesto que una divisa por sí sola carece de valor si no se le compara con otra. El tipo de cambio se determina a través del mercado de divisas; y como en cualquier otro mercado (donde no exista un monopolio, oligopolio, cartel…), el precio de una moneda con respecto a otra se fija por el encuentro de la oferta y la demanda. Aunque debemos de distinguir entre dos tipos:

  • El tipo de cambio fijo: Éste viene fijado por el Banco Central del país para evitar que se produzcan oscilaciones en la cotización de su moneda, y por tanto no es fijado libremente por el mercado.
  • El tipo de cambio flexible: Éste tipo de cambio es determinado en un mercado “libre”, por el juego de la oferta y la demanda de divisas. También es conocido comotipo de cambio flotante debido a sus continuas fluctuaciones. Realmente en la práctica, se considera que existe una flotación “sucia”, ya que los bancos centrales intervienen para que los tipos de cambio se adecuen a los niveles que a ellos más les convienen.

¿Quién participa en el mercado de divisas o mercado Forex?

En el mercado de divisas se mueven cerca de 5 billones de dólares al día, y de ahí más del 90% de las operaciones son especulativas; pero ¿quién mueve todo ese dinero?

  • Bancos: Un gran banco puede negociar alrededor de mil millones de dólares diarios. Muchas de estas operaciones las hacen en nombre de sus clientes, pero otras muchas son por su cuenta.
  • Empresas Comerciales: Empresas que compran divisas para pagar por bienes o servicios. Operaciones pequeñas y de poco o nulo impacto en el mercado.
  • Bancos Centrales: Intentan controlar la inflación, la oferta monetaria, y los tipos de interés.
  • Fondos de Inversión (hedge fund): Movimientos especulativos; esto quiere decir que la persona o institución que compra o vende una divisa no tiene el propósito de ejecutar la entrega de la moneda, sino que se está especulando sobre la fluctuación de esa divisa en concreto.
  • Brokers al por menor: Intermediarios para la especulación.
  • Empresas de cambio de divisas: Intermediarios para lasTransferencias Internacionales a particulares y empresas. Se calcula que el 15% de las transferencias bancarias en el Reino Unido ya se realizan a través de estas empresas.

CONSEJOS PARA ABARATAR LAS TRANSFERENCIAS EN DIFERENTE DIVISA

Si eres una empresa importadora o que hace transferencias en diferente divisa, o simplemente un particular enviando dinero al extranjero para comprar una propiedad, estudiar o viajar, es importante buscar una alternativa a los bancos, y elegir correctamente una empresa con la que tramitar esa transferencia, ya que esto le ahorrará mucho dinero, no solo en comisiones, sino también en el tipo de cambio.

En muchas ocasiones la gente se cree que los únicos costes a vigilar en estas transacciones son las comisiones, ignorando el elevado coste que suele suponer el tipo de cambio, de ahí que los proveedores de transferencias internacionales y cambio de divisa haya proliferado en los últimos años.

Siguiendo estos consejos conseguirás disfrutar de las mejores condiciones en tus transferencias internacionales:

Utilizar una empresa regulada internacionalmente

Parece obvio, pero lo primero en lo que nos debemos de fijar es que la empresa esté regulada internacionalmente. Como en cualquier servicio existen webs fraudulentas que se hacen pasar por servicios de cambio de divisas sin serlo.

Para ello, lo más sencillo es comprobar la propia web y buscar su regulación. Las empresas reguladas tendrán un apartado con su número de registro, de manera que se pueda coger ese número e ir al portal web del estamento regulador para comprobar que todo está correcto. Cuantos más estamentos la regulen mejor. Para esto TransferMate es una garantía, ya que es la más regulada, tanto en la UE, como EEUU, Canadá, NZ y Australia.

Comprobar la reputación

Hoy en día es sencillo comprobar en la red algún tipo de referencia sobre la empresa, ya sea de noticias u opiniones de otros clientes.

Entender los costes y comisiones

Cuando hacemos transferencias en diferente divisa pueden existir varias comisiones. Para elegir la empresa que mejor se adapte a nuestra necesidad debemos de conocer las comisiones que se nos podrían aplicar en cada operación.

Las comisiones pueden variar en función de la cantidad a transferir, pudiendo ser fijas o un porcentaje de la cantidad transferida. Además, algunas empresas pueden cargar un coste por abrir una cuenta.

El tipo de cambio aplicado

Es fundamental conocer el tipo de cambio que se aplicará a la transferencia, especialmente si la cantidad que se desea transferir es elevada. En este caso la transparencia es un síntoma de calidad. Por tanto, para saber si el tipo de cambio es conveniente, es importante conocer la cantidad que se recibirá en destino por nuestro monte en divisa local, o la cantidad en divisa local necesaria para cubrir cierta cuantía en divisa extranjera antes de poder autorizar la operación.

Conseguir una cotización

El último paso es pedir una cotización a tu proveedor de divisas, de manera que puedas comparar los costes utilizando una empresa con los que tendrías a través del banco u otro operador.

DIFERENCIAS FORFAITING Y FACTORING

Con la globalización económica, las tareas de importación y exportación se han convertido en algo habitual para las empresas, y su gestión ha llevado a la banca a ofrecer servicios que cubran nuevas necesidades de sus clientes y tratar de que estas transacciones sean lo más seguras posibles. Con ello han surgido nuevos términos con los que seguro que muchas empresas ya están familiarizadas. A continuación vamos a explicar en qué consisten el Forfaiting y el Factoring:

Forfaiting y Factoring son dos términos anglosajones usados para referirse a dos sistemas de financiación de ventas.

Estos servicios suelen ser utilizados por empresas que desean cubrir el riesgo de insolvencia de sus clientes. En ocasiones se debe a operaciones de exportación realizadas con clientes radicados en países que, bien por su falta de desarrollo, o bien por su inestabilidad política o económica, tengan un elevado riesgo.

Principalmente consisten en un contrato por el cual el acreedor (cedente) cede a una entidad financiera (factor) los activos que dan derecho a cobro derivados de su actividad comercial a cambio de una remuneración; sin embargo existen algunas diferencias claras entre ambos:

  • Mientras que los servicios ofrecidos por el forfaiting se limitan a la financiación, el factoring puede ir acompañado de otros servicios de garantía, financieros, de gestión o de investigación comercial de los clientes…
  • El Forfaiting puede llegar a anticipar pagos de hasta 7 años, en cambio el Factoring rara vez supera los 6 meses.
  • El Forfaiting se utiliza para operaciones de exportación en el comercio exterior y el factoring puede utilizarse también para el ámbito nacional.
  • El Forfaiting siempre se realiza bajo la modalidad sin recurso, por lo que el riesgo de impago se encuentra cubierto al 100%. Por su lado el factoring puede realizarse con o sin recurso, pudiendo negociarse en el segundo de los casos coberturas inferiores al 100% que abaraten el coste de la operación.

TIPO DE CAMBIO TRANSFERENCIAS INTERNACIONALES

¿Qué tipo de cambio me aplica mi banco en una transferencia internacional que requiera cambio de divisa?

Cuando queremos hacer una transferencia a EEUU en dólares, o a Reino Unido en libras nos gustaría saber el coste total de la misma antes de realizarla. Normalmente el banco nos informa de la comisión que tendrá esa operación, pero ¿qué pasa con el tipo de cambio? ¿Qué tipo de cambio me aplica si el interbancario EUR/USD en ese momento está a 1,3750? Pues bien, aquí el banco aplica una comisión encubierta (diferencial sobre el tipo de cambio) que normalmente rondará entre el 1,5 % y el 4% y que por supuesto nunca le desvelará. Esta comisión es la que realmente va a encarecer su transferencia sin que usted se de ni cuenta.

Si usted pregunta en su sucursal, probablemente la persona que le atienda no sepa mucho sobre el tema y la respuesta más posible es que se le aplicará el tipo de cambio del día… Falso, el tipo de cambio varía cada segundo, por lo que no existe un tipo de cambio del día; y tampoco se crea si le dicen que será el tipo de cambio del cierre, porque el mercado de divisas no cierra, está operativo las 24 horas del día (salvo fines de semana). Los términos “tipo de cambio del día” o “tipo de cambio del cierre” pueden ser utilizados contablemente por una empresa, pero no sirven como referencia para una transferencia internacional, donde el banco debe de salir al mercado a comprar esa divisa.

La información facilitada por los bancos en este sentido suele ser prácticamente nula, de manera que la mayoría de usuarios ni siquiera son conscientes de la existencia de esta comisión, y solo consideran los gastos que se les cargan por gestión o SWIFT.

Ejemplo de cómo afecta el tipo de cambio a una transferencia internacional de 5.000 USD suponiendo que el diferencial que le aplica el banco fuera del 2,5%

  Interbancario Banco
Tipo de cambio 1.3750 1.3405
Contravalor 3,636.36 € 3,730 €

 

Como podems ver la diferencia es de casi 100€, por lo que en este caso habría que añadirle 100€ a los gastos de gestión y SWIFT para saber el coste real de la operación.

El tipo de cambio interbancario nunca va a ser ofrecido a una empresa o particular, pero debemos de buscar la manera de reducir el diferencial aplicado en la medida de lo posible. Para ello existen alternativas a la banca tradicional como TransferMate, empresas proveedoras de pagos internacionales que da una gran solución a este problema.

SEPA SINGLE EURO PAYMENTS AREA

La SEPA (Single Euro Payments Area), es un proyecto para la creación de un sistema común de medios de pago europeo, que implica la creación de una zona dentro de la cual todos los pagos electrónicos sean considerados nacionales (domésticos).

Gracias a SEPA, todas las operaciones en euros realizadas entre los países participantes  quedarán sujetas a un conjunto de reglas y condiciones homogéneas, por lo que serán procesadas con la misma facilidad, rapidez, seguridad y eficiencia con que lo son actualmente dentro cada uno de los mercados nacionales. Con ello se trata de normalizar los pagos en euros, logrando una mayor igualdad en los límites de tiempo y una reducción de los costes del dinero electrónico. Se espera por tanto que aumenten los flujos del dinero electrónico, lo que reduciría el dinero en efectivo y facilitaría la lucha contra el blanqueo de dinero y financiación del terrorismo.

El territorio que abarca la zona SEPA, comprende 33 países: los 28 países miembros de la UE, además de Islandia, Liechtenstein, Mónaco, Noruega y Suiza.

La migración hacia los nuevos estándares SEPA ya ha comenzado, y actualmente coexisten con los esquemas nacionales, la reciente adopción del Reglamento CE 260/2012 establece el 1 de febrero de 2014 como fecha límite (se ha prorrogado 6 meses) para que las transferencias y adeudos nacionales sean reemplazados por los nuevos instrumentos SEPA.

Asimismo, existen otras fechas relevantes en la migración a SEPA, tales como el 1 de febrero de 2016, para determinados productos nicho; o el 31 de octubre de 2016, para aquellos países que participan en SEPA pero cuya moneda nacional difiere del euro.

En este sentido, el Banco de España señala que una de las principales novedades es que los usuarios de servicios bancarios deberán utilizar el código IBAN (International Bank Account Number) para identificar su cuenta, en lugar del típico CCC (Código Cuenta Cliente). El Banco de España también informa de que los usuarios pueden acudir a su entidad bancaria para conocer su código IBAN.

EVITAR COMISIONES BANCARIAS

Como ya sabemos, la crisis ha golpeado con fuerza a las entidades financieras, y sus ingresos se han visto seriamente mermados debido en gran parte a la restricción crediticia. Por tanto, el sector se ha visto obligado a llevar a cabo un importante incremento en las comisiones por los diferentes servicios prestados a sus clientes.

Según datos del Banco de España, las comisiones aumentaron en 2012 en un 40%, situando al país a la cabeza de los miembros de la UE en el cobro de estas tarifas.

Para los clientes es realmente complicado evitar estos gastos, y la Orden EHA/2899/2011, de transparencia y protección de datos del cliente de servicios bancarios, que permite a las entidades fijar libremente sus comisiones no ha ayudado.

A continuación vamos a intentar dar algunos consejos sobre como evitar o reducir en la medida de lo posible las comisiones más comunes que aplican los bancos:

  • Mantenimiento y administración de cuenta: Si se tienen varias cuentas abiertas, la mejor opción es cerrar las cuentas que no utilicemos o donde tengamos menos fondos y centralizarlo todo en una sola cuenta, de manera que podamos negociar mejores condiciones con nuestra entidad. Si tenemos una nómina domiciliada, estas comisiones deberían de ser eliminadas, de lo contrario deberíamos de hablar con el banco, y si aún así no las eliminan cambiarnos.Para la gente sin nómina lo mejor es una cuenta online, ya que los bancos han reducido o eliminado las comisiones para este tipo de cuentas.
  • Descubierto en cuenta: Esta comisión es imposible de eliminar y suele conllevar un elevado coste. Es una comisión que los bancos cobran por el tiempo que estamos en “números rojos”; dependiendo de las condiciones, el porcentaje y fijo a pagar será mayor o menor… Aunque parezca obvio, la única manera de evitarla es estando siempre en saldo positivo.
  • Mantenimiento de tarjetas: Aquí no debemos de llevarnos a engaño y tenemos que ser cuidadosos a la hora de elegir la tarjeta. Muchas entidades ofrecen tarjetas gratuitas, pero sólo durante una primera etapa promocional, luego nos comienzan a cobrar por su mantenimiento. Debemos de informarnos bien y escoger la que no conlleve comisión o la que la tenga más baja. Las tarjetas de débito son más económicas. También se podría vivir sin tarjeta.
  • Retirada de efectivo de cajeros: Intentar utilizar siempre cajeros pertenecientes a la propia entidad bancaria, las retiradas en estos cajeros suele ser gratuita. Si esto no es posible, debemos de tratar de acudir a cajeros de la propia red de la tarjeta. También podemos sacar dinero directamente en la ventanilla de nuestro banco sin incurrir en coste alguno y para ello no necesitaríamos tarjeta. Para el resto de cajeros pagaremos altas comisiones. Éstas pueden llegar hasta el 4.5% de la cantidad extraída.
  • Transferencias: Para las personas con nómina domiciliada las transferencia nacionales y dentro de la UE hasta 50.000 € deberían de ser gratuitas, y para los que no tienen nómina, la solución vuelve a ser operar a través de Internet donde los bancos han bajado o eliminado las comisiones. Si las transferencias internacionalesson fuera de la UE y conllevan cambio de divisa, entonces no hay manera de evitar las comisiones, sobre todo las del tipo de cambio, donde la entidad aplicará un alto diferencial. Para estos casos es donde están empresas como TransferMate

Si aún así cree que su banco le cobra excesivas comisiones, lo mejor es negociar con su entidad directamente, consultar con otras y cambiar de banco si es necesario, ya que es absurdo perder dinero cuando hay soluciones y alternativas a la vuelta de la esquina.

Y por supuesto, siempre tener en cuenta que si se tiene una importante suma de dinero en la cuenta el poder de negociación con el que contamos es mucho mayor, ya que los bancos lo último que quieren es que te lleves tus ahorros a otro

EVITAR COMISIONES BANCARIAS VIAJANDO AL EXTRANJERO

¿Cambio dinero antes de salir de viaje?¿Voy con efectivo?¿Lo cambio en el aeropuerto al llegar?¿Pago con tarjeta? Muchos amigos e incluso clientes me preguntan a menudo acerca de consejos sobre como pueden evitar o reducir las comisiones bancarias cuando viajan al extranjero (uso de tarjeta, retirada de efectivo…). La mayoría de turistas no son conscientes de las comisiones (algunas ocultas), y la falta de información tampoco ayuda, por lo que son muchos los que se gastan una cantidad importante en comisiones sin darse ni cuenta. En esta entrada vamos a tratar de dar unos consejos prácticos sobre las diferentes maneras de evitar estos costes. No vamos a generalizar, ya que dependiendo del destino o duración del viaje los métodos de ahorro más efectivos serán unos u otros, por lo que vamos a tratar de ver la forma más útil según las circunstancias del viaje.

Lo primero que deberíamos de hacer es informarnos en nuestra entidad financiera sobre la comisión existente por retirada de efectivo de un cajero en el país de destino.

 – Viaje dentro de la Zona Euro: La opción más sencilla y en la única en la que se pueden evitar las comisiones. Primero habrá que saber si tenemos comisión por retirada de efectivo en el país de destino. Si nuestra tarjeta estuviera exenta de comisión estaríamos de enhorabuena y por tanto tendríamos vía libre para operar a nuestro antojo como si nos encontráramos en territorio nacional. Sin embargo, es posible que esta comisión ronde el 3% o 4%. En este caso lo mejor sería llevar dinero en efectivo e intentar pagar todo lo posible con tarjeta, tirando de efectivo para aquellas ocasiones en las que la tarjeta no sea aceptada. Para un viaje de 1 semana o 10 días con 200 o 300€ en metálico deberíamos de tener suficiente. Al pagar con tarjeta evitamos la comisión, por lo que solo tendríamos que usar el efectivo para cantidades pequeñas donde la tarjeta no fuera aceptada (tabaco, café, botella de agua, mercadillos…)

– Viaje fuera de la Zona Euro a países con uso de tarjeta extendido (Reino Unido, EEUU, Canadá, Australia, Japón…): Imposible evitar comisiones. En este caso a la comisión por retirada de efectivo que tengamos habrá que añadirle otra comisión oculta y que se aplicará sobre el tipo de cambio, la cual va a rondar entre el 2% y el 5%, por lo que esta operación puede resultar bastante costosa. Hoy en día existen tarjetas que nos permiten sacar dinero de cualquier cajero del mundo sin comisión, pero cuidado, esto tiene truco, y es que esa comisión en vez de ser directa la van a compensar aplicando un diferencial mayor sobre el tipo de cambio. Ante esta tesitura lo mejor es volver a utilizar la tarjeta para pagar todo lo posible, ya que aunque pagaremos el diferencial en el tipo de cambio 2%-3%, éste por lo general es menor en los pagos con tarjeta que en las retiradas de dinero y además evitaremos la comisión de retirada de efectivo al usar los cajeros. Si hemos llevado euros en metálico podremos cambiarlos en las casas de cambio del centro para poder contar con efectivo, pero debemos de ser cuidadosos y fijarnos en el tipo de cambio ofrecido, ya que las diferencias entre una casa de cambio y otra pueden ser importantes. Es importante evitar las casas de cambio en los aeropuertos y zonas más turísticas, puesto que son las que peor precio van a ofrecer. Por otro lado, si tratas de reducir comisiones no cambies dinero antes de salir, puesto que tu banco te va a cobrar una fortuna en el cambio por los dólares, libras…

Si tenemos pensado pasar una temporada recorriendo el destino lo más recomendable sería una tarjeta prepago en la divisa local (libras, dólares…). De esta manera podríamos meter en la tarjeta la cantidad deseada y disfrutar de la tarjeta en destino como si fuera nacional, evitando comisiones en el tipo de cambio y en el uso de cajeros. La única comisión en este caso sería la del cambio al meter el dinero y la del mantenimiento de la tarjeta (de ahí que sea aconsejable si se tiene pensado gastar una cantidad importante).

– Viajes fuera de la Zona Euro a países donde el uso de la tarjeta no esté tan extendido (Países no tan desarrollados): Una vez más nos será imposible evitar las comisiones del tipo de cambio. En este caso lo ideal es llevar Euros en efectivo. Una vez en el destino la mejor opción es ir cambiando poco a poco en función de nuestras necesidades en alguna de las casas de cambio disponibles. En este sentido debemos de ser cuidadosos y comparar bien los tipos de cambio ofrecidos entre las diferentes casas de cambio, ya que pueden existir grandes diferencias entre unas y otras, de manera que por la misma cantidad de euros podemos conseguir más cantidad de la divisa local. En según que sitios las casas de cambio pueden llegar a ofrecer tipos de cambio muy competitivos. Nuevamente debemos de evitar aeropuertos y zonas muy turísticas donde los márgenes aplicados al tipo de cambio serán abusivos. Una buena elección sería la de cambiar una cantidad pequeña de Euros al aterrizar en el aeropuerto (de manera que tengamos algo para un taxi y lo que pueda surgir), y el resto en otras casas de cambio con mejor precio

PARIDAD EURO DOLAR

En los últimos 4 meses la caída del Euro frente al Dólar ha sido constante, pasando del 1,39 en mayo a luchar por mantener el 1,31 ahora en septiembre, lo que ha llevado a la mayoría de analistas a revisar sus previsiones para la divisa europea a la baja.

Pues bien, Goldman Sachs ha ido un poco más allá y prevé que para 2017 se de la paridad Euro-Dólar, es decir, que un Dólar sea un Euro y viceversa.

La principal razón para este cambio en los mercados son las diferencias entre las autoridades monetarias de las dos regiones (la Reserva Federal en EEUU y el Banco Central Europeo en Europa). Mientras la Reserva Federal plantea que puede ser el momento de empezar a retirar sus estímulos monetarios, en el viejo continente aumenta la presión sobre el BCE para que active nuevas medidas de estímulo. De hecho, el mismo presidente del Banco Central Europeo, Mario Draghi, reconoció recientemente que las bases para un tipo de cambio más bajo son hoy mayores que dos o tres meses atrás.

En Goldman Sachs indican que “este cambio en la dirección del cruce tiene poder de permanencia y, en nuestra opinión, es el comienzo de una nueva tendencia (…) Este cambio en nuestras previsiones tiene un sólido apoyo en nuestra visión alcista del dólar (…) Nuestra previsión incluye un descenso del euro del 5% frente a una cesta de las 10 divisas más cotizadas del mundo”.

Otras entidades también esperan una caída del Euro y para mediados de 2015 lo ven así:

ABN Amro EUR/USD 1,20

Commerzbank EUR/USD 1,22

ING EUR/USD 1,23

RAZONES PARA INVERTIR EN IRLANDA

Desde que vivo en Dublín, mucha gente me pregunta por qué Irlanda es un país que atrae tanta inversión directa extranjera aún habiendo sido intervenido; otros muchos se extrañan de que sea un país más atractivo que España para los inversores, incluso algunos exclaman sorprendidos, qué ofrece Irlanda que no tenga España para las multinacionales a parte de unos impuestos más bajos! Pues bien, Irlanda no es un país que solo tenga un impuesto de sociedades más bajo, además ofrece otras ventajas que atraen esa inversión:

1- Trayectoria consolidada. Son muchos los rankings o listas que sitúan a Irlanda entre los mejores países para abrir una empresa, invertir, hacer negocios, con mayor igualdad, mejor calidad de vida… de hecho muchas grandes multinacionales ya se encuentran en Irlanda:

  • 9 de las 10 compañías de tecnología médica.
  • 8 de las más importantes farmacéuticas.
  • Las 10 más importantes empresas de internet o
  • 3 de las 5 empresas más grandes de videojuegos entre otras muchas.

La presencia de grandes empresas da seguridad y anima a otras muchas multinacionales a seguir los pasos.

2- Mano de obra cualificada

Irlanda cuenta con la población más joven de Europa con una edad media de 34,4 años. Un informe de la Comisión Europea de la Educación en 2010 estableció que Irlanda producía los graduados con mayor nivel de preparación del mundo. Son varios los estudios que colocan a Irlanda como el país con más personas cualificadas. El 60% de la población llega a la universidad.

3- Miembro de la Unión Europea y la Zona Euro

El Euro es la divisa más utilizada en el mundo tras el dólar y según el FMI Europa es la economía más grande y rica del mundo. Esto permite atraer trabajadores del resto de Europa que se pueden mover libremente, así como operar en un mercado sin barreras. Pues bien, Irlanda es el único país de la Zona Euro de habla inglesa.

4- Impuesto de sociedades

Irlanda tiene un impuesto de sociedades del 12,5%. Es mucho más bajo que la media europea, pero no el más bajo, Bulgaria le gana con un 10%, y otros países como Chipre, Letonia o Rumania andan muy cerca.